LAS ONDAS CEREBRALES

Es sabido que el cerebro es el sistema más complejo de que se tiene conocimiento. Su red de más de 86 mil millones de neuronas se comunica entre sí, con el cuerpo y con el mundo externo de diversas maneras, entre ellas, la electricidad.

En el campo de la psiquiatría, resulta de particular interés el acceso a la actividad neuronal mediante la imagen de las señales eléctricas, es decir, mediante la forma o apariencia de las ondas que se producen en el cerebro en relación con el aprendizaje, el pensamiento, las emociones y la conducta, mismas que han podido ser identificadas según su frecuencia o patrón rítmico, medido en hertz. Ese es el “lenguaje” con el que nos habla el cerebro.

Por su frecuencia, de menor a mayor, las ondas que conocemos hasta el momento son:

DELTA (de 1 a 4 hz), presente durante el sueño, sobre todo en el sueño profundo, y la meditación. Es más frecuente encontrarla en bebés y niños muy chicos.

THETA (de 4 a 8 hz), asociada fundamentalmente con la creatividad, la intuición y los procesos de meditación. Es también un punto de acceso al inconsciente.

ALPHA 1 (de 8 a 10 hz) dominante en los estados de relajación y calma.

ALPHA 2 (de 10 a 12 hz) indicativa de los estados de alerta y procesamiento rápido.

En su conjunto, la actividad de ALPHA se asocia con la reflexión interna, la sincronía cerebral y el rendimiento óptimo.

SMR (de 12 a 15 hz) tiene que ver con el control de la motricidad.

BETA (de 12 a 25 hz) su actividad está asociada con la atención y los estados de alerta.

BETA ALTA o HIBETA (de 25 a 30 hz) dominante en estados de hiperconcentración o hiperenfoque.

En su conjunto, las ondas Beta están presentes cuando hay razonamiento lógico o crítico, tanto como con la vida normal consciente.

GAMMA (de 35 a 45 + hz) se relaciona con el procesamiento simultáneo de información procedente de distintas áreas del cerebro, los procesos mentales más elevados y el rendimiento óptimo.

En la próxima entrega trataremos los problemas que acarrean los déficits y aumentos en la frecuencia y localización de estas ondas cerebrales.

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.